Saltar al contenido
ADONIS AZUL

Hormiga del pavimento

Hormiga del pavimento – Tetramorium caespitum (Linnaeus)

Hormiga del pavimento

Esta hormiga recibe su nombre común debido a que sus nidos se ubican en o debajo de grietas del pavimento. La hormiga del pavimento fue introducida desde Europa por los primeros colonizadores. Se encuentran en la mayoría de la mitad oriental de los Estados Unidos y en Califormia y Washington.

RECONOCIMIENTO

Obreras monomórficas de aproximadamente 2,5 a 4 mm de largo. Cuerpo de color marrón claro a negro con patas y antenas más pálidas. Cabeza y tórax con surcos y crestas de líneas paralelas. Antena de 12 segmentos, con clava de 3 segmentos. Tórax con un par de pequeñas espinas en la parte trasera superior, perfil irregularmente redondeado. Pedicelo de 2 segmentos. Aguijón presente. Los reproductores o enjambradores pueden distinguirse de otros reproductores por la presencia de surcos o ranuras finas en su cabeza y tórax, similares a los que presentan las obreras.

GRUPOS SIMILARES

(1) Hormiga cosechadora (Pogonomyrmex spp.) parte inferior de la cabeza con una espceie de cepillo de cerdas largas (pelos/setas gruesos). (2) Hormiga acróbata (Crematogaster spp.) con el pedicelo adherido a la parte superior del abdomen (gáster), gáster con forma de corazón. (3) Otras pequeñas hormigas oscuras con un solo nódulo/segmento en el pedicelo o si son de 2 nódulos, entonces el tórax sin espinas en su parte superior.

BIOLOGÍA

Se ha realizado muy poca investigación con relación a esta hormiga. Las colonias son de moderadamente grandes a grandes, promediando entre 3 a 4.000 hormigas con varias reinas. Su tiempo de desarrollo varía entre 36 y 63 días. Las reproductoras aladas, en exteriores aparecen principalmente durante junio y julio, pero en áreas interiores pueden emerger en cualquier momento, incluyendo en tiempo de invierno. Se ha demostrado que las obreras son hospederas intermedias de Raillietina tetragona (Molin), gusano parásito de las aves de corral y de R. echinobothrida (Mednin).

HÁBITOS

En el interior, la hormiga del pavimento ocasionalmente anidará en muros, en material aislante y debajo de los pisos. El sitio en que es más común encontrarla es en el concreto de las paredes de fundación a nivel del suelo y especialmente cerca de alguna fuente de calor durante el invierno. Frecuentemente, siguen las tuberías que entran a través de la pared para ganar acceso a los pisos superiores de los edificios. En el exterior, estas hormigas típicamente anidan debajo de las piedras, en grietas del pavimento y cerca de los edificios. Entran a ellos a través de grietas de las paredes, juntas de expansión y las aberturas naturales del edificio. Aunque no son agresivas, las obreras pueden morder y picar. Estas hormigas se alimentan casi de cualquier cosa incluyendo insectos, néctar, semillas, jugos de las plantas y alimentos domésticos entre los que se pueden mencionar carnes, nueces, queso, miel y pan aunque muestran preferencia por la carne y la grasa. Hacen caminos que llegan a tener distancias de hasta 9 metros para buscar sus alimentos.

CONTROL

Lo ideal es localizar el nido(s) y aplicarles tratamiento residual; se puede intentar siguiendo los caminos que usan las hormigas para regresar al nido desde sus fuentes de alimentación. Para establecer medidas de control se debe espolvorear los huecos de los muros que hacen contacto con el suelo, aplicar plaguicida residual en grietas y hendijas y crear barreras perimetrales. La inyección directa del nido con un aerosol de alta presión (160 psi) en la entrada o salida del hormiguero o en la grieta o junta de expansión es extremadamente efectiva. Puede ser necesario cebar.